Para obtener una sonrisa de los niños que padecen cáncer, el pasado Día de Reyes la Fundación Cassava Roots, en alianza con diversas fundaciones y organizaciones sociales, realizó la entrega de juguetes en los hospitales Adolfo López Mateos del ISSSTE, Centro Médico siglo XXI y La Raza del IMSS.

La Fundación Cassava Roots, la Fundación IMSS del Hospital La Raza y el programa Juguetón de Tv Azteca recolectaron y entregaron juguetes para niños desde todas las edades, desde recién nacidos hasta adolescentes. Las donaciones procedieron de diversas organizaciones como marcas integrantes de la Asociación Mexicana de Franquicias, despachos como Alcázar & Compañía y el despacho De la Vega o la agencia Hermes Comunicación, mismas que buscan que los niños que luchan contra el cáncer puedan olvidar por un momento su situación y se dediquen a jugar.

A nombre de Daniela Lombardo, presidenta de Fundación Cassava Roots, Edgar González, director general de Cassava Roots, recordó que la Fundación Cassava Roots impulsa, entre otras iniciativas, la creación de ludotecas en hospitales y centros médicos, con el fin de que exista un área donde los más pequeños puedan jugar “y nunca olviden la importancia de ser niños”.

“Estamos muy contentos de poder dar una alegría a estos pequeños y pequeñas en un día tan espacial como el 6 de enero, ya que muchos de ellos no pueden estar en sus casa para que los Santos Reyes los visiten y reciban sus regalos con sus familias”, explicó.

Uno de los hospitales visitados fue el Centro Médico Nacional La Raza, del IMSS -de los más grandes de México y probablemente de América Latina- dedicado a la atención de diversos tratamientos para niños y adolescentes que padecen cáncer.

“Actualmente tenemos más de 250 camas ocupadas para atender a niños y niñas que vienen de todas partes de la república mexicana y anualmente atendemos millones de consultas ambulatorias, en diversas especialidades, lo cual nos llena de orgullo”, señaló el doctor Ricardo Avilés Hernández, director general de la UME (unidad médica especializada) del hospital.

Esta gran labor, que se logró gracias a la unión, solidaridad y la buena voluntad de cientos de personas donantes y voluntarios, rindió frutos al brindar tanto a los padres de familia, como a los niños y niñas un momento para recordar la importancia de jugar y sonreír (sin importar la gravedad de la enfermedad) y comprobar que cada uno de nosotros podemos ser Reyes Magos por un día.

Si desean continuar ayudando a esta gran iniciativa de Fundación Cassava Roots, pueden realizar donaciones deducibles de impuestos en la siguiente cuenta CLABE: 012180001199519898.

Para más información pueden visitar: https://fundacioncassavaroots.org

 

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Latest Comments

No hay comentarios que mostrar.